Tras finalizar su incursión en la ronda regular del Torneo Clausura, el Zamora Fútbol Club inició -este miércoles- su preparación enfocado en lo que será la definición del campeón absoluto de la Temporada 2016, en donde el blanquinegro batallará gracias al título obtenido en el primer semestre.

Las 19 jornadas que disputó la Furia Llanera en el Apertura dejó cifras envidiables que le llevaron a la cima del campeonato: en casa disputaron nueve partidos e hicieron un fortín invulnerable, pues arrasaron con ocho triunfos y tan solo un empate, además de celebrar 23 goles a favor y permitir apenas tres tantos en contra.

Por su parte, los dirigidos por Francesco Stifano tuvieron que hacerle frente a 10 choques en la carretera, de los cuales cuatro de ellos concluyeron en victorias, tres en empates y la misma cantidad de reveses; con 16 goles a favor y 14 en contra.

CAMPEONES BAJO UN NUEVO FORMATO

Con 40 unidades y siendo líder indiscutible del certamen, el blanquinegro concretó su acceso al octogonal. En los cuartos de final enfrentaron a Trujillanos FC, consiguiendo un valioso triunfo (2-3) en el estadio José Alberto Pérez de Valera; luego, en la vuelta, los llaneros cedieron por la mínima diferencia (0-1) y tras el empate (3-3) en el global, Zamora FC aprovechó el gol de visitante y avanzó a la siguiente fase.

Más tarde, en la semifinal, los de Stifano se impusieron contundentemente frente al Caracas FC: en el primer choque vencieron (0-2) y posteriormente en la vuelta jugada en Barinas consiguieron el mismo resultado, concretando un extraordinario 4-0 a su favor.

En la gran final del Torneo Apertura 2016 el conjunto de la Ciudad Marquesa se encontró con un viejo conocido: Deportivo Anzoátegui, rival al que había desafiado anteriormente, pero en la pelea por la estrella en la Temporada 2012-2013.

En la final los llaneros desafiaron a los orientales en una serie que inició muy pareja: en la ida un empate (1-1) fue el saldo que dejó todo servido para el cierre que se produjo en el Agustín Tovar donde una goleada (3-1) le permitió a los zamoranos celebrar a casa llena su quinto título semestral.

¡POR LA TERCERA ESTRELLA!

La historia le depara una nueva final absoluta al bicampeón de Venezuela, que aguarda pacientemente por un adversario con el cual contenderá una guerra comprendida por dos batallas: la primera de ellas será el domingo 20 de noviembre (partido de ida) y finalmente el duelo decisivo se jugará el 27 del mismo mes. La sede en donde se llevarán a cabo estos dos últimos partidos oficiales que le restan al club barinés para cerrar el año 2016 se definirán mediante un sorteo.

COMPARTIR