En horas de la mañana de este lunes 30 de enero un individuo que viajaba entre vagones desde Caracas, se subió al techo de una de las unidades, tocó las líneas de alta tensión que suministran electricidad a los trenes y quedó hecho un chicharrón casi instantánemente.

Al momento de redactar esta nota las autoridades desconocen si se trata de un intento de suicidio o de mera estupidez del sujeto. Lo cierto es que recibioó una descarga de eléctrica de alta tensión de la cual es imposible salvarse.

COMPARTIR