Un nuevo sismo de magnitud 6,5 se registró este domingo en Italia, donde casas y edificios que se encontraban en situación de vulnerabilidad resultaron dañados.

El epicentro tuvo lugar al oeste de Visso y también se sintió en Roma y Florencia, ciudades en las que hasta los momentos no se han registrado víctimas, refiere el sitio web de Telesur.

Durante una rueda de prensa, el jefe de Protección Civil, Fabrizio Curcio, informó que varias personas han sido rescatadas y continúan revisiones en zonas afectadas.

Agregó que hay heridos y un caso de gravedad, sin embargo, indicó que es muy pronto para ofrecer cifras.

De acuerdo con el diario italiano II Corriere, en Amatrice (Rieti) este sismo derrumbó la torre cívica, una de las pocas construcciones que había resistido al temblor del pasado mes de agosto.

Mientras que en la ciudad de Norcia destruyó parte de la catedral de San Benedicto.

Fue el 24 de agosto pasado cuando un fuerte terremoto se registró en el país europeo, hecho que dejó más 290 fallecidos. Desde entonces, se han presentado gran cantidad de réplicas.

COMPARTIR