Armando Arraiz, director del Ministerio del Poder Popular para la  Agricultura Productiva y Tierras  (MPPAPT) en el estado Barinas, aseguró que el Plan de Siembra y Cosecha Segura 2016 permitirá contar con rubros como arroz y harina de maíz en los anaqueles, asegurando que la entidad ha contribuido hasta la fecha con más de 5 mil 500 toneladas de cereales.

Señaló que la iniciativa del gobierno bolivariano busca darle otro duro golpe a la guerra económica auspiciada por la derecha, que se traduce en sobreprecio y especulación.

“La logística ya está preparada y se espera que para mediados de octubre se inicie lo que hemos llamado el pico de cosecha, la maquinaria de igual manera está preparada y articulada para que este plan de cosecha sea exitoso”, destacó.

Arraiz aseguró que este plan forma parte de las políticas del gobierno del profesor Adán Chávez, quien se ha empeñado en mantener a Barinas en los primeros lugares como región productora de arroz, maíz blanco y amarillo, entre otros rubros estratégicos.

Comentó que desde el ministerio agrícola se ha emprendido un gran esfuerzo para llevar insumos, maquinaria, financiamientos y pago de cosechas a los productores a fin de impulsar el Plan Productivo de la Nación para este cuatrimestre, en el marco de la Gran Misión Abastecimiento Soberano (GMAS).

Explicó que actualmente se está ejecutando el programa de Pronto Pago a los productores que arrimen su cosecha, “cuando entreguen su producción, de una vez reciben su cheque para tener disponibilidad de su recurso y comenzar nuevamente el ciclo de abastecimiento de insumos para la próxima cosecha”.

El director regional del MAT reiteró que para el gobierno revolucionario es una prioridad mejorar la oferta de arroz en el país, así como lo señaló recientemente el ministro Wilmar Castro Soteldo permitiendo además fortalecer la producción y distribución junto a los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP).

También destacó el apoyo de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana a través del Plan Zamora 200, para brindar mayor seguridad a los productores, como estrategia que permite planificar, ejecutar y asegurar la seguridad alimentaria, dentro de la concepción de la unión cívico-militar. P/GB

COMPARTIR