Hermes Hurtado, representante de la Asociación de Panaderos del estado Barinas, respalda las medidas de supervisión que el gobierno bolivariano lleva adelante para garantizar la producción y distribución del pan.

Aseguró que  alrededor de 550 panaderos de todos los municipios agrupados en la asociación, están conscientes  que estas alternativas son provisionales “y quedarán desplazadas en el momento que tengamos la suficiente materia prima para fabricar el pan.

“En el momento que tengamos la suficiente materia prima garantizamos que nuestros panaderos, tendrán la capacidad de respuesta y producción”, dijo.

El representante de los panaderos sostuvo que en Barinas el promedio de trigo mensual que se utiliza en las panaderías es de 25 mil sacos.

“Estamos haciendo un estudio de cada panadero para tener un inventario real y que la  distribución sea equitativa, pero además nuestros afiliados deben cumplir con las normas y requisitos establecidos para autorizarles la guía y obtener el código a través del cual serán atendidos”, puntualizó.

Asimismo sostuvo que se sienten satisfechos con la fiscalización “porque nos da la oportunidad de que el cliente entienda que no es algo impuesto por el panadero, aquí no hay ninguna guerra, las panaderas trabajamos de la manos del gobierno porque es nuestra razón de ser “, finalizó.

PGB

COMPARTIR