El contralor general de la República, Manuel Galindo, indicó que el procedimiento administrativo al gobernador Henrique Capriles Radonski, y ocho funcionarios de la gobernación de Miranda, no guarda relación con el asunto de la empresa Odebrecht.

Asimismo señaló que fue un procedimiento que se llevó ajustado a derecho, en especial, el derecho a la defensa y al debido proceso, resaltando que el gobernador Radonski no se presentó físicamente a la audiencia pero estuvo representado por sus abogados durante la trayectoria del procedimiento.

“La contraloría general de la República se ha caracterizado por ejercer su función contralora bajo los parámetros establecidos en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela”

Galindo exhortó a cualquier funcionario público que sea investigado por la contraloría el respeto máximo a los funcionarios que estén delegados para seguir los procedimientos, puesto que se ha irrespetado la integridad profesional de los funcionarios que actúan en nombre de la Contraloría General de la República.

GV/

COMPARTIR