Inremujer se encuentra en la tarea de dar atención, defender a las mujeres y sobre todo hacer valer sus derechos ante cualquier maltrato.

En aras de continuar el trabajo y tareas emprendidas para dar protección a la mujer y también a los hombres de la patria, Inremujer apertura -luego de la Semana Santa- la Oficina de Atención contra Violencia Obstétrica, en el hospital Materno Infantil Dr. Samuel Darío Maldonado.

Keissy Gómez, presidenta del Instituto Regional de la Mujer, explicó que esta oficina ya funciona en el hospital central Luis Razetti, organizada a través de denuncias recibidas por mujeres que van a un proceso de parto -por cesárea o natural- y no cuentan con atención directa.

Agregó que Inremujer se encuentra en la tarea de dar atención, defender a las mujeres y sobre todo hacer valer sus derechos ante cualquier maltrato.

“Nosotros contamos con una Ley Orgánica Contra la Violencia a la Mujer, donde se encuentra estipulado entre sus 21 tipificaciones la violencia obstétrica, que es un caso en el que se da atención directa e inmediata”, expresó Gómez.

Refirió que Inremujer junto a MinMujer y UnaMujer, entre otros organismos, crean esta importante oficina de atención a las féminas, para dar la batalla y atender los derechos consagrados en las leyes y la Constitución.

El momento fue propicio para enviar desde Inremujer el mensaje de solidaridad al canciller, Delcy Rodríguez, por estar en defensa permanente de la revolución bolivariana, “seguimos como mujeres fuertes y revolucionarias, defendiendo las políticas de inclusión que desde el gobierno se nos ha dado como derecho universal”.

PGB/

COMPARTIR