El paso del huracán Matthew ha dejado “más de 300 muertos” en el departamento Sur de Haití, indicó el senador por esa región, Hervé Fourcand.

A medida que pasan las horas el número de víctimas fatales ha ido creciendo en esa zona, que resultó incomunicada por completo luego de la embestida del fenómeno natural, que se apresta a atacar el sureste de Estados Unidos.

Los organismos de Protección Civil habían informado más temprano que 264 personas habían perdido la vida, principalmente en varias ciudades y localidades del Departamento Sur, por donde paso el ojo del huracán.

Matthew, el quinto huracán de la actual temporada ciclónica en el Atlántico, también afectó severamente a más de 20.000 viviendas, de acuerdo a las primeras evaluaciones.

Según diversas fuentes, unas 340.000 personas fueron afectadas por el ciclón, que ayer cruzó el archipiélago de las Bahamas en dirección a Florida, tras desplazarse por Haití, República Dominicana, Jamaica y Cuba.

La Unión Europea (UE) anunció este jueves que ha destinado 255.000 euros en “ayuda humanitaria inicial” para Haití, y que está movilizando las ofertas de países europeos de prestar asistencia a esta nación a través del mecanismo de protección civil de la UE, entre los que ya figuran las de Dinamarca, Finlandia, Francia, Rumanía, Suecia y Reino Unido.

Además, el servicio de gestión de emergencias Copérnico de la UE está proporcionando mapas de satélite para evaluar los daños causados por el huracán.

El Gobierno haitiano, por su parte, ha pedido la solidaridad de la comunidad internacional, aunque ha hecho énfasis en que las ayudas deben canalizarse a través de sus estructuras.

El impacto del huracán Matthew en Haití obligó a las autoridades electorales a aplazar los comicios generales que estaban programados para el próximo domingo.

El presidente del Consejo Electoral Provisional (CEP), Leopord Berlanger, dijo en rueda de prensa que: “por ahora no podemos garantizar la distribución de los materiales (electorales) en todo el país”, por lo que la próxima semana anunciarán la nueva fecha de los comicios, cruciales para la estabilidad política y social de esta nación.

Barack Obama, firmó este jueves una declaración de emergencia para el estado de Florida ante la amenaza del huracán Matthew, de categoría 4 y “extremadamente peligroso”.

La declaración firmada por Obama permite destinar ayuda federal a los esfuerzos estatales y locales para hacer frente a las “condiciones de emergencia” provocadas por Matthew, que se aproximaba ayer a la costa sureste de Florida.

El gobernador de Florida, Rick Scott, advirtió este jueves en una rueda de prensa que “millones de floridanos se quedarán sin luz eléctrica” tras el embate del huracán, que ya ha pasado por Colombia, Venezuela, la República Dominicana, Haití, Cuba y Bahamas, dejando torrenciales aguaceros y fuertes vientos en las zonas donde tocó tierra.

Scott alertó que un impacto directo de Matthew en Florida podría causar una destrucción masiva como no se ha visto en el estado desde el paso del huracán Andrew en 1992, y por ello había solicitado una declaración de emergencia para la región por parte de Obama.

En su declaración, Obama autoriza al Departamento de Seguridad Nacional (DHS) y a la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA) a coordinar los esfuerzos de ayuda y a proporcionar la asistencia apropiada a las zonas afectadas.

El portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, explicó este jueves en su rueda de prensa diaria que Obama está recibiendo actualizaciones constantes sobre la evolución de Matthew.

Earnest alertó de que Matthew puede ser el “mayor y más poderoso” huracán que golpea a EE.UU. en una década y urgió a los habitantes de las áreas amenazadas por el ciclón a seguir las instrucciones de las autoridades locales, incluidas las órdenes de evacuación. Agencias

COMPARTIR