Un grupo de mujeres trabajadoras de la alcaldía y el concejo del municipio Barinas demandaron ante la Fiscalía 17 del Ministerio Público a un grupo de activistas violentos de los partidos de derecha Primero Justicia y Voluntad Popular, que las agredieron física y verbalmente durante la sesión de la Cámara Municipal del pasado jueves.

María Gabriela Pernía Ríos, una de las agredidas, relató que los hechos de violencia fueron originados por grupos de oposición que van a hacer bulto en las sesiones del cabildo, quienes irrumpieron agresivamente, tras la intervención de los concejales del bloque de la Patria.

Señaló que los violentos sacaron a las personas que se encontraban dentro de la sala de sesiones, para luego maltratarlas, vejarlas y agredirlas con golpes en partes íntimas a las mujeres presentes.

Las mujeres denunciaron expresamente a Pedro Castillo y a Juan Crespo, unos de los cabecillas de Primero Justicia.

INSPECTORÍA DEL TRABAJO.

El grupo de trabajadoras del municipio Barinas también acudieron a la Inspectoría de Trabajo a denunciar el acoso y las amenazas de despido, por parte de los concejales de la oposición.

Ligia Garrido, otra trabajadora del concejo municipal, rechazó el abuso cometido por la fracción de la MU contra el personal femenino que labora en la institución, “pues con actos violentos pretenden pisotear los derechos legítimos que tienen las mujeres de defender la revolución bolivariana”.

Ppsuv/

COMPARTIR