Jorge Giordani, el principal artífice de la política económica del desaparecido presidente venezolano Hugo Chávez, ratificó su fidelidad al “actual gobierno legítimo” (de Nicolás Maduro), en la víspera de un pronunciamiento de otros exministros a favor de un referendo revocatorio del mandato presidencial.

La declaración de Giordani, un ingeniero eléctrico que fue tutor de Chávez, fue divulgada a través de un extenso artículo con propuestas específicas en materia económica que fue publicado en el portal Aporrea, dirigido por una escisión del chavismo conocida como Marea Socialista.

Puntualmente las medidas apuntan a reforzar el control del Estado sobre procesos medulares de la economía y la preservación, asegura, de las conquistas sociales alcanzadas en el período 1999-2013. Por ello propone la nacionalización del sistema financiero y del comercio exterior, la unificación del tipo de cambio y una radical reforma fiscal.

Para esto ha planteado la declaratoria de una “emergencia revolucionaria” y remoción y reestructuración del gabinete ejecutivo.

Estas son las medidas presentadas por Giordani :

•Asumir la crisis ante el país decretando un período de ¨Emergencia Revolucionaria”
•Remoción y reestructuración inmediata del Gabinete Ejecutivo del Gobierno Nacional.
•Sustitución de la Dirección Nacional del PSUV y convocatoria a un Congreso Extraordinario del mismo, organizado desde la base del partido y no desde las cúpulas que han sido deslegitimadas a partir de la derrota electoral de diciembre de 2015.
•Nacionalización del sistema financiero y del Comercio Exterior.
•Reorganización total de las empresas estratégicas: PDVSA, Electricidad, Telecomunicaciones, Empresas de Guayana, Alimentación y Suministros.
•Alcanzar una unificación cambiaria.
•Reforma fiscal progresiva y radical.
•Atención y mantenimiento de las conquistas sociales alcanzadas durante el período 1999-2013, con medidas de protección a los sectores más vulnerables de la población.
•Lucha frontal contra el ¨burocratismo¨ y sus secuelas deformadoras del modelo socialista. Reestructuración del aparato estatal y sus deformaciones.
•Decretar una Ley draconiana contra la corrupción.
•Movilización de todas las fuerzas a favor del proceso revolucionario bolivariano.
•Llamado a la solidaridad internacional ante la arremetida imperialista del gobierno de EEUU y de sus representantes del fascismo criollo.

 

Al cierre del artículo el exministro precisa que “en ningún momento y bajo ninguna circunstancia nos prestaremos a ninguna componenda, maniobra, atajo, alianzas indirectas o en la sombra contra el actual gobierno legítimo y el desarrollo del proceso de transformación política y social”.

 

La frase y específicamente los adjetivos parecen describir la postura de apoyo al revocatorio por parte de sus antiguos compañeros de gabinete Ana Elisa Osorio, Gustavo Márquez y Héctor Navarro.Tal posición se hizo pública este lunes cuando los tres exfuncionarios, el general Cliver Alcalá, y otros voceros ligados a la izquierda tradicional, acudieron a la sede del Consejo Nacional Electoral a expresar su apoyo a la solicitud de consulta popular.

COMPARTIR