El gobierno estadounidense evalúa un plan militar para armar a la comunidad kurda siria, lo que aumentaría las tensiones con Turquía y con las autoridades de Damasco, informa hoy el diario The New York Times.

 

El gobierno del presidente Barack Obama evalúa un plan militar para armar directamente a los combatientes kurdos sirios que luchan contra el Estado islámico (EI), un importante cambio de política que podría acelerar la ofensiva contra el grupo terrorista y también intensificar considerablemente las tensiones entre Turquía y Washington, señala el Times.

El esquema fue objeto de debate en el Consejo Nacional de Seguridad en un momento en que la Casa Blanca examina propuestas que podrían acelerar la lucha contra el grupo terrorista y según la publicación, el mandatario busca una ofensiva para aislar al EI en su reducto en la provincia de Raqqa, en el norte de Siria.

El análisis considera que la decisión para el mandatario es difícil en momentos en que trata de equilibrar las ambiciones territoriales y políticas de Turquía y los kurdos sirios, dos aliados de Estados Unidos para combatir la insurgencia islámica.

Armar directamente a los kurdos es visto por comandantes estadounidenses como una forma de preparar el asalto de Raqqa pero a la vez puede agravar las ya tensas relaciones de Obama con el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan.

El plan fue filtrado a través del Comando Central del Pentágono, que supervisa las operaciones militares estadounidenses en el Medio Oriente, propone proporcionar a los kurdos sirios armas pequeñas y municiones, y algunos otros materiales de construcción, para misiones específicas, pero no hay armas pesadas tales como armas antitanque o antiaéreas, indica el Times.

Los comandantes estadounidenses ven el plan para armar a los kurdos sirios, cuya población se extiende más allá de la frontera con Turquía, como un incentivo para mantenerlos a bordo para la lucha contra el EI aunque temen un enfrentamiento con Ankara.

Según analistas la decisión de la Casa Blanca podría aumentar las tensiones en un área donde se mueven diversas fuerzas, incluido el Ejército Nacional Sirio.

ro/lb

COMPARTIR