La policía considera que el tiroteo del centro comercial de Múnich fue obra de un solo atacante y que éste se suicidó, informaron las fuentes de seguridad de la capital bávara a través de twitter.

Asimismo informó la policía muniquesa de que se ha desactivado la alerta que regía en la ciudad desde el tiroteo y que el transporte público vuelve a funcionar.

Hasta ahora, las fuerzas de seguridad buscaban a tres presuntos atacantes, basándose en declaraciones de testigos presenciales.

Tras el tiroteo, se había activado en la ciudad la alerta antiterrorista y se habían desplegado efectivos de todos los cuerpos policiales disponibles, con apoyo de agentes desplazados de otros estados federados.

COMPARTIR