La Fiscalía formalizó una investigación preparatoria contra Alejandro Toledo por el presunto lavado de activos y tráfico de influencias, informó la entidad a través de su cuenta de Twitter. El expresidente ha sido involucrado en el caso Odebrecht.

La acusación. El exdirector ejecutivo de Odebrecht en el Perú, Jorge Barata, informó que el exmandatario de la República recibió coima de la empresa brasileña a cambio de la licitación de los tramos II y III de la Carretera Interocéanica. De acuerdo con el Ministerio Público, los pagos al economista peruano empezaron el 2005, cuando se acercaba al final de su gobierno (2001-2006). El dinero habría sido girado a compañías “offshore” manejadas por Joseff Maiman.

El Ministerio Público también formalizó una pesquisa contra Barata y Josef Maiman, amigo del economista peruano. El primero es investigado como cómplice primario en el caso de los sobornos y el segundo en calidad de autor.

Niega denuncias. Toledo Manrique ha señalado que no ha recibido ninguna cuota de Odebrecht y exigió a Barata a que diga dónde le depositó supuestamente los 20 millones de dólares. “Que diga el señor Barata cuándo, cómo, dónde y en qué banco me ha dado 20 millones a mí. ¡No se lo permito!”, dijo en una entrevista con Cuarto Poder.

El exjefe del Estado dijo estar “indignado por este linchamiento político que viene de mis enemigos tradicionales” y anunció que denunciará ante la Organización de Estados Americanos (OEA) el allanamiento hecho a su casa ubicada en el distrito limeño de La Molina por la Fiscalía.

COMPARTIR