Carlos Carrasco dictó cátedra de pitcheo y la toletería de los Indios lo acompañó con clases de bateo para derrotar de forma contundente a los Reales de Kansas City 11-4 en el Kauffman Stadium.

El larense se acreditó su séptima victoria de la temporada y 40 de por vida, al silenciar a la ofensiva de los actuales campeones de la Serie Mundial.

El diestro solo toleró un hit y abanicó a seis oponentes en seis entradas de labor para conseguir su segundo triunfo en fila y para que los Indios de Cleveland le sacaran nueve juegos de ventaja a Kansas City en la lucha por la punta de la División Central de la Liga Americana.

Con esta actuación, el serpentinero venezolano descendió su efectividad a 2.31. Además se ha convertido en pieza clave de unos Indios que se han llevado la victoria en 11 de sus 14 aperturas.

Carrasco contó con un gran respaldo de la ofensiva, que terminó conectando cinco cuadrangulares por primera vez en la campaña.

El novato Tyler Naquin orquestó la lluvia de batazos con dos cuadrangulares y seis carreras empujadas. Naquin se convirtió en el primer novel de los Indios en fletar seis carreras en un juego desde que lo hiciera Turner Ward, justamente contra los Reales pero el 15 de septiembre de 1990.

Jason Kipnis inició la fiesta del jonrón en el primer episodio ante Ian Kennedy, quien permitió cuatro de los cinco cuadrangulares, y fue vapuleado con siete carreras en 4.1 entradas trabajadas.

El gran día de Naquin comenzó con un jonrón en el tercero por el jardín izquierdo. En el cuarto acto empujó dos carreras, con un doble hacia al jardín derecho. Luego vino su cuadrangular de tres rayitas en la quinta entrada para completar el rally de siete anotaciones de los Indios.

Cleveland descansa hoy y comienza mañana una serie de tres juegos en el Camden Yards contra los Orioles de Baltimore, líderes de la División Este de la Americana.


COMPARTIR