Al menos 56 civiles murieron hoy, entre ellos 11 menores de edad, por supuestos bombardeos de la coalición internacional contra el grupo terrorista ISIS en los alrededores de la ciudad siria de Manbech, informó el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

La ONG apuntó que vecinos de la zona han acusado a la coalición internacional, liderada por EE.UU., de estar detrás de este ataque, que también ha causado decenas de heridos, algunos de ellos graves.

Los aviones tuvieron como blanco la periferia septentrional de Manbech, que es escenario de combates entre los yihadistas y las Fuerzas de Siria Democrática (FSD), una alianza armada kurdo árabe que recibe cobertura aérea de la coalición.

Un activista, identificado como Nesim, de la oficina de información de Manbech Libre, precisó en declaraciones que los aviones de la coalición bombardearon viviendas del pueblo de Al Tujar, al norte de Manbech.

Nesim, que se encuentra fuera de Manbech pero que tiene parientes en Al Tujar, elevó el número de muertos por el ataque a ochenta, entre los que hay familias enteras, y no descartó que la cifra aumente porque hay desaparecidos bajo los escombros.

El activista explicó que Al Tujar, con unos 2.000 habitantes, está a 13 kilómetros de Manbech y es escenario de combates entre las FSD y el ISIS. Agencias

COMPARTIR