Cinco efectivos de la policía del estado Lara fueron detenidos por el secuestro de un comerciante y la posterior extorsión de la familia de este. Los sinvergüenzas uniformados son: el supervisor en Jefe Luis Franco, el oficial Rubén Rodríguez, Antonio Dorante supervisor, el oficial agregado Audimar Montes, y el oficial José Portrillo.

Los ahora delincuentes convictos y confesos estaban destacados en la comandancia general de PoliLara ubicada en la calle 30 de la capital larense.

Los cinco polichoros fueron detenidos en una entrega controlada que fraguó el Grupo Anti Extorsión y Secuestro GAES, la tarde de este martes, cuando pedían el rescate de un comerciante que habían secuestrado en la calle 37 con avenida Venezuela.

Según detalla el diario La Prensa de Lara, en nota firmada por la periodistas Anaís Mendoza, la víctima estaba a las 2:00 de la tarde del martes laborando en su negocio, donde vende hortalizas, cuando llegaron tres de los oficiales y lo montaron en un carro particular y se lo llevaron secuestrado. Mientras los funcionarios daban vueltas con el comerciante dentro del vehículo, dos policías más se montaron en la unidad, empezaron a comunicarse vía telefónica con la esposa del comerciante y le indicaron que debían pagar la cantidad de 80 mil bolívares a cambio de dejar en libertad a su esposo.

Afortunadamente la esposa del comerciante no se dejó amedrantar y procedió con apegó a la ley, denunció a los maleantes con los resultados que hoy relatamos.

Los polichoros cayeron mansitos, sin oponer resistencia alguna fueron detenidos y puestos a la orden de la Fiscalía Cuarta del Ministerio Público.

DF/LPL/EI

COMPARTIR